miércoles, 2 de noviembre de 2011

Croquetas del Puchero


Ingredientes:

La Carne  del Puchero
Opcionalmente, también se le pueden añadir los garbanzos si nos gustan
80 gr Harina
1 Cebolla
1 litro de Leche
80 gr de mantequilla( o 40 de Mantequilla y 40 Aceite oliva) 
una pizca Nuez Moscada Rallada
Pan Rallado
Un Huevo Fresco
Sal
Aceite de Oliva

Preparación:


Hacemos una bechamel con cebolla, de la siguiente manera:
En una sarten ponemos dos cucharadas generosas de mantequilla y ponemos a pochar en ella  una cebolla picada muy fina, cuando esté añadimos 80 gramos de harina que habremos tamizado previamente, daremos unas vueltas a la harina, hasta que ligue con la cebolla y pierda el sabor del trigo, añadimos entonces la carne del puchero, removemos hasta mezclar bien y vamos añadiendo leche caliente, de manera gradual, sin parar de remover durante aproximadamente 20 minutos, hasta que nos va ligando la bechamel, añadimos  media cucharadita de polvo de nuez moscada. Rectificamos de sal.
Pasamos la masa a un bol, tapamos con papel film, procurando pegarlo a la masa con los dedos para que no quede aire en medio, y una vez frío, lo metemos en la nevera un par de horas.

Cuando tenemos la masa fría, se nos habrá hecho mas densa y podremos trabajarla con las manos.
Vamos entonces cogiendo pequeñas porciones y hacemos bolas con ellas a las que después daremos forma de croqueta.
En un plato aparte, batiremos un huevo, en otro pondremos harina y en otro haremos una cama de pan rallado de unos dos cm de espesor. Bañaremos entonces las croquetas en harina, luego en huevo y después rebozaremos en pan, las apartamos. 
Una vez tengamos las croquetas rebozadas, ponemos al fuego una sarten con abundante aceite y vamos friendo las croquetas a fuego fuerte hasta que las veamos doradas, retiramos a un plato con un papel absorbente para que nos embeba el aceite sobrante y servimos por ejemplo con unas Patatas a lo Pobre.



















Buen Provecho, Bon Profit.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por vuestros comentarios. Me encanta saber vuestra opinión sobre mis recetas.
Es posible que no los conteste a todos, pero intentaré hacerlo y pasarme por tu casa.
También os agradezco si habéis pensado en mi pequeño blog para dejarme un premio, pero he decidido no participar en cadenas de premios.